Esta enciclopedia de 20 tomos me trae conmovedoras memorias. Mi papá la compraba semanalmente en Chedraui, y gracias a ella me transportaba a un mundo fascinante, el de las ideas, con secciones como “¿por qué?”, ciencia, tecnología, geografía, historia, o cuentos cortos.

Esperaba cada viernes la salida de cada tomo, y me motivó muchísimo en el hábito de leer.

El cuento corto que recuerdo más es el de una mangosta, creado por el escritor inglés Rudyard Kipling (1865-1936). Recuerdo vívidamente la emoción que tuve al leer cómo defendía este animalito a una familia en contra de una peligrosa cobra. No tenía idea de que existía un animal capaz de enfrentarse y vencer a la venenosa cobra, inmune a su veneno.

El cuento se llama Rikki-tikki-tavi, y me hizo investigar acerca de estos fenomenales mamíferos.

Si quieres leer el cuento, puedes hacerlo en la página de Ciudad Seva y para comprobar cuán ágiles que son estos animalitos, observa el siguiente video de menos de dos minutos: